diumenge, 7 d’octubre de 2012

TRASTORNOS ALIMENTICIOS

Trastornos alimenticios.

La finalidad de la alimentación es proporcionar al organismo la materia y la energía necesarias para la realización de las funciones vitales del individuo. Por lo tanto, una dieta desequilibrada no permite que el organismo disponga de los diversos alimentos que se necesitan para mantener una buena salud.
Por lo tanto, los trastornos alimenticios o enfermedades nutricionales se originan cuando la dieta es incompleta. En otras palabras, se originan cuando no estamos ingiriendo alimentos de todos los grupos y/o la ingesta no es equilibrada, de modo que no hay una cantidad adecuada de nutrientes en relación a las necesidades del cuerpo. Las consecuencias de una alimentación desequilibrada pueden incluir excesos y defectos, y sus efectos van desde la desnutrición, a la obesidad. Debido a que los estados emocionales influyen sobre las conductas de alimentación, hay ciertas enfermedades de tipo psicológico que también provocan enfermedades nutricionales, como es el caso de la bulimia y la anorexia.

Podemos distinguir tres grupos de enfermedades nutricionales.
     -Enfermedades carenciales por déficit:

      Desnutrición. La desnutrición está asociada principalmente a problemas de tipo socio-           económico siendo el grupo más afectado los niños menores de 6 años.Se produce cuando la         cantidad de alimentos que se ingieren resulta insuficiente para satisfacer las  necesidades nutricionales, en función de la edad y el tipo de actividad que se realiza.

                                                  
      Anemia:
      Es una concentración baja de hemoglobina en la sangre. No es una enfermedad, sino un            signo que puede estar originado por múltiples causas, una de las más frecuentes es la           deficiencia de hierro, bien por ingesta insuficiente de este mineral en la alimentación,  o por perdidas excesivas debido a hemorragias.Se debe tomar alimentos que contengan   hierro,carnes carnes rojas, legumbres y huevos.
      Hipovitaminosis:
      Es un cuadro patológico producido por la carencia parcial de una o más vitaminas en el          organismo producto de una baja ingesta de estas a través del régimen alimentario u otros        factores, incluso la mala utilización de una vitamina.
      Esta enfermedad es curable suministrándole al organismo la vitamina especifica de la que       se  carece.
      La alimentación adecuada tiene que ser con verduras, frutas, leche y alimentos crudos.
      Bocio:
      Es el aumento de tamaño de la glándula tiroides. Se traduce externamente por una       tumoración en la parte antero-inferior del cuello justo debajo de la laringe. Existen       varios tipos desde el punto de vista morfológico: bocio difuso, uninodular o       multinodular. Según su tamaño se divide en los siguientes estados:
           -Estado 1: detectable a la palpación.
           -Estado 2: bocio palpable y visible con el cuello en hiperextensión.
           -Estado 3: visible con el cuello en posición normal.
           -Estado 4: bocio visible a distancia.
      El bocio puede asociarse a una función tiroidea normal (bocio normofuncionante),       hipofunción, hiperfunción.
      Se debe de consumir yodo en la dieta. Es muy abundante en los alimentos de origen marino       (pescados y mariscos).

                                                            
     -Enfermedades por exceso:

      Obesidad. La obesidad está ligada a problemas en los hábitos de consumo, principalmente         con el consumo excesivo de grasas y azúcares. La presencia de obesidad aumenta con la  edad, especialmente en las mujeres. El problema, en este caso, es que muchas veces  aparecen enfermedades cardiovasculares asociadas a la mala alimentación.
      Enfermedad del aparato circulatorio: Disminuir la ingesta de alimentos ricos en   colesterol como carnes y quesos grasos, huevos,grasas animal, y pescado azul.

                                                     
      Enfermedades carenciales:

     -Enfermedades de tipo psicológico
      Son la anorexia y la bulimia y provocan trastornos en las conductas alimenticias.  Son       enfermedades muy graves que se extienden rápidamente entre los adolescentes. El grupo más       afectado son los jóvenes entre 14 y 24 años, afectando sobre todo a mujeres.
     
      Anorexia:
      La anorexia es la inapetencia o falta de apetito y puede ocurrir en circunstancias muy       diversas:
              -La anorexia nerviosa:Es un desorden alimenticio y psicológico a la vez. El                enfermo inicia un régimen alimenticio para perder peso hasta que esto se  convierte en un símbolo de poder y control. De esta forma, el individuo llega al  borde de la inanición con el objetivo de sentir dominio sobre su propio cuerpo.
               El tratamiento va mucho más allá de la recuperación del peso perdido.  Paralelamente a una alimentación nutritiva, el individuo deberá someterse a una terapia psiquiátrica. Esto implica que el tratamiento puede ser guiado tanto por  un médico clínico, como por un psicólogo. En los casos más extremos, el paciente  deberá ser hospitalizado.
              -La anorexia sexual o anafrodisia, pérdida del «apetito» para la interacción                romántico-sexual.

                                                   
      Bulimia:
      Se caracteriza por episodios secretos de excesiva ingestión de alimentos, seguidos por       métodos inapropiados para controlar el peso como el vómito autoinducido, el abuso de  laxantes o diuréticos y la realización de ejercicios demasiado exigentes para el cuerpo.  En un 70% de los casos este trastorno acompañado de anorexia (bulimarexia) y en un 30% se  manifiesta como bulimia pura .
      Algunos de sus síntomas son los atracones frecuentes con sentimientos de tristeza y       culpa, vómitos posteriores a un atracón, esconder alimentos y comer a escondidas,  historia de dietas y fluctuaciones importantes en el peso, y preocupación extrema por la  figura y el peso.
      La mayor diferencia entre ambas enfermedades radica en la personalidad de estos  pacientes. Por un lado, las personas anoréxicas suelen ser perfeccionistas, con un nive intelectual elevado, excesivo autocontrol y tendientes a huir de los conflictos. Por el   otro lado, las bulímicas suelen ser más impulsivas, intolerantes y con un mayor grado de  frustración.
www.aula21.net
es.wikipedia.org
mx.answers.yahoo.com
es.mimi.hu