diumenge, 7 de març de 2010

La capacidad microbiológica de los productos lácteos de una cafetería.


Tras el estudio realizado por la Universidad de Valencia se ha descubierto que la calidad microbiológica de la leche y todos sus productos elaborados con ella es deficiente. Esto puede estar causado por falta de higiene y mala manipulación de estos, pero sobre todo es la falta de higiene de los utensilios que utilizan o de no conservar la cadena de frio; pero hay que señalar que no se han encontrado restos de salmonella.

Los investigadores han tomado muestra de 265 muestras de las diferentes productos lácteos y leche de establecimientos de Valencia durante dos años. Los resultados obtenidos se publicaron en la revista " Foodborne Pathogens and Disease";los resultados fueron que más del 35% de las muestras superaban el nivel de máximos permitidos de enterobacterias, microorganismos que se encuentran en las bacterias intestinales lo que demuestra una falta de higiene en algún punto de la elaboración de los productos.también hay que destacar que el 31% de las muestras sobrepasan su carga de microorganismos aerobios mesófilos, microbios que se desarrollan en condiciones de temperatura templada y que indican que, en algún punto, se ha interrumpido la cadena de frio y que garantiza la correcta conservación y calidad de los productos.

Esta repetición de muestras con altos contenidos de microbios demuestra la contaminación a causa de una manipulación higiénica inadecuada y deficiente. El dato positivo es que no se han detectado rastros de los patógenos de transmisión alimentaria más peligrosos para la salud, como salmonella o Listeria monocytogenes, y sólo en un 2% de las muestras de leche caliente se ha detectado la presencia de Escherichia coli .