dimecres, 19 de febrer de 2014

Ácido úrico contra el infarto cerebral

Según una noticia publicada en sinc el 14 de febrero, administrar ácido úrico a pacientes que han sufrido un infarto cerebral, combinado con fármacos trombolíticos para disolver los coágulos de la sangre, reduce las secuelas del ictus.


El ácido úrico es un compuesto de desecho del metabolismo que está relacionado con la gota, la diabetes o problemas cardíacos. No obstante, parece ser una sustancia que actúa como neuroprotector en el infarto cerebral.

Los investigadores del Hospital Clinic de Barcelona han estado estudiando el comportamiento del infarto cerebral en pacientes y han observado que los que presentaban el ácido úrico elevado se recuperaban mejor. Por ello, han colocado el ácido úrico en primera línea de tratamiento para el ictus.

Este estudio fue realizado a 421 pacientes de diez hospitales españoles. Casi el 40% de ellos estaba libre de secuelas a los tres meses del accidente en comparación con el 33% que solo habían recibido el tratamiento trombolítico habitual.

Mediante este nuevo avance, las personas con secuelas tras un infarto cerebral pueden hacer que desaparezcan y recuperar la normalidad. Por otro lado, este artículo puede relacionarse con el tema 12 del libro de 2º de bachillerato de biología, en el que se trata el metabolismo.

Para más información, pincha aquí.

1 comentari:

Ainoa Muñoz ha dit...

Una noticia muy interesante Paula. Gracias a esta nueva investigación las personas que hayan padecido se podrán recuperar y volver a retomar su vida, como lo hacían antes. Es, sin duda, un gran avance ya que esta enfermedad tiene, en la mayoría de los casos, secuelas importantes y permanentes.