divendres, 4 de novembre de 2016

¿Puede depender nuestra reproducción de una sola proteína?

Actualmente, entre un 15% y un 18% de parejas españolas sufren el problema de la infertilidad.
En la mayoría de los casos se sabe la causa; en los hombres es común que se deba a ciertas alteraciones en el ámbito testicular, en la eyaculación, en la erección o ciertas patologías en la próstata, y en las mujeres predominan causas como la menopausia precoz, obstrucciones o lesiones de las trompas de Falopio, anomalías uterinas o problemas ovulatorios, entre otros. El verdadero problema llega cuando no se sabe identificar la causa (ocurre en un 20% de los casos), pero gracias al éxito de un grupo del Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca se podrá saber un poco más.

El descubrimiento de éstos investigadores, se basa en la observación sobre cómo afecta a la fertilidad, la recombinación genética que se lleva a cabo en la meiosis. Se sabia que en esta fase de la reproducción celular, los 23 pares de cromosomas de cada progenitor se dividen en partes iguales  para formar el nuevo ADN de su descendencia. Si este proceso presenta fallos, puede dar lugar a la infertilidad o enfermedades como el síndrome de Down o el de Hunter, entre muchos otros.

En este punto, es donde estos investigadores se han fijado en la importante participación de la  "nueva" proteína SIX6OS1. La relevancia de ésta se debe a que es necesaria para el montaje y ordenación de un grupo de proteínas, llamado sinaptonémico, que interviene directamente en la formación correcta y proporcional de los cromosomas descendientes.
De esta forma, se observa como todo va "unido". La falta de esta proteína causaría una malformación en el grupo de proteínas que regulan la correcta división de los dos ADN de los progenitores y finalmente éste problema causaría una mala fertilidad.
Todo esto queda confirmado ya que también han comprobado que los ratones sin dicha proteína no efectúan bien el proceso meiótico y por lo tanto no se pueden reproducir.

Bajo mi punto de vista, este tipo de investigaciones son imprescindibles ya que, si lo pensamos bien, todo depende de una buena reproducción, ya que sin ella nos acabaríamos extinguiendo.
Además, obtener nuevas respuestas, serán un modo de aliviar a las parejas que sufran este trauma. De este modo todos los descubrimientos e investigaciones sobre este campo deben ser muy valorados y obviamente se ha de seguir estudiando.


Esta noticia está relacionada con los temas de la herencia, los genes y las mutaciones y manipulaciones genéticas del bloque III (metabolismo y autoperpetuación) de biología de 2º de bachillerato.

Noticia original: aquí



1 comentari:

Jessica Sola ha dit...

Esta noticia es muy interesante ya que mucha gente no puede concebir de manera natural a sus hijos y puede afectar a la salud psicológica de la pareja. Como tu bien has comentado nuestra especie depende de una buena reproducción y por ello he buscando en otras páginas donde he encontrado que otra fuente de infertilidad que no es de las más típicas es la contaminación.
Nosotros mismos tenemos el poder de disminuir la infertilidad y por ello deberíamos remediarlo.

Aquí os dejo el enlace a la página donde aparece el efecto de la contaminación en la infertilidad masculina y femenina.

http://elpais.com/elpais/2016/10/07/ciencia/1475843735_457038.html