diumenge, 11 de maig de 2014

Los eccemas pueden reducir el riesgo de cáncer de piel

El eccema, una afección de la piel que provoca irritación,  que se ponga roja y ocasione picores, podría tener un lado positivo: reducir el riesgo de cáncer de piel.

Esta es la conclusión a la que han llegado un equipo de investigadores tras un estudio con ratones de laboratorio. Para ello, modificaron genéticamente un grupo de ratones eliminando las proteinas estructurales de las capas externas de la piel para provocarles eccemas. Tras esto, los investigadores probaron dos sustancias químicas que causan cáncer, tanto en el grupo de ratones modificados como en ratones normales.

Los resultados revelaron que los ratones con eccemas tuvieron seis veces menos probabilidades de desarrollar tumores benignos que los ratones normales, debido a que la dermatitis atópica activa una respuesta inmune que expulsa las células potencialmente cancerosas de la piel, evitando así la formación de tumores.

Estos investigadores afirman que  la modificación del sistema inmunológico del cuerpo es una estrategia importante en el tratamiento del cáncer.

Esta noticia se podría relacionar con  la asignatura de BIOLOGÍA, concretamente con el tema de la inmunidad.

Me resulta interesante ya que con esta nueva técnica se podría tratar el cáncer de piel, y además podría ser aplicable a otros cánceres.








Para más información haz click aquí

2 comentaris:

Ainoa Muñoz ha dit...

Una noticia interesante Sara, especialmente para el campo de la oncología. El cáncer de piel es uno de los cánceres que más afecta en jóvenes, es interesante que haber padecido eccemas disminuya las probabilidad de padecer este tipo de cáncer, por lo menos tiene parte positiva.

Por otra parte, también es una noticia que puede estar relacionada con la asignatura de biología humana, en el aparato de los órganos de los sentidos o el de tejidos.

Nerea PitarchPavon ha dit...

Como dice Ainoa la noticia es de gran importancia para el campo de la oncología, puesto que con una modificación no demasiado compleja se podría reducir el risgo de cáncer. Pues padecer un eccema siempre es preferible a un cáncer por lo tanto es una buena noticia.

Sin embargo la investigación aun se encuentra en proeva con ratones por lo tanto aun queda mucho para poder ver resultados en humanos.

Sin embargo vemos como la ciencia avanza a grandes pasos para darnos mayor calidad de vida.