diumenge, 5 de maig de 2013

Alimentar al bebé solo con leche materna reduce el riesgo de contagio del VIH


Puedes leer la noticia completa en: SINC
El VIH es un virus de trasmisión sexual y también se suele contagiar a través de la sangre pero no son las únicas víasEs muy fácil contagiar a los bebés en la lactancia materna si las madres sufren este virus, por eso la Organización Mundial de la Salud recomienda a las madres afectadas no amamantar a los bebés y sustituir la leche materna por las fórmulas qu
e venden en farmacias, pero en países subdesarrollados, donde es imprescindible que los bebés se alimenten con la leche materna para que les aporte los nutrientes y los anticuerpos necesarios, los científicos han descubierto la forma menos peligrosa de alimentar a sus hijos.
El estudio muestra que los porcentajes de concentración del VIH más altos fueron los de las madres que habían dejado de amamantar al bebé de forma abrupta, las continuaban alimentando al niño con leche materna y además con otra clase de alimentos tenían un porcentaje intermedio y las que continuaban haciéndolo de forma exclusiva presentaron la concentración más baja.
Los investigadores mantienen que, aparte de tratar a la madre con antirretrovirales durante todo el proceso de lactancia, los niños deben ser alimentados exclusivamente con esta leche para así disminuir las posibilidades de contagio.
Este descubrimiento significa un avance a la hora de mejorar los métodos de prevención del virus VIH que puede ayudar a mucha gente y no solo a los ciudadanos de los países con más recursos.