dissabte, 24 de novembre de 2018

Sepsis, la causa de un tercio de las muertes hospitalarias

La sepsis, es una dolencia critica que se produce cuando el cuerpo, como respuesta a una infección, genera una respuesta inflamatoria que, en los casos mas graves, provoca un fallo agudo en otros órganos que no necesariamente estuvieran relacionados con la infección original, provocando un shock o un fallo multiorgánico que puede llevar a causar la muerte. Esta enfermedad es imprevisible y puede avanzar rápidamente. Es uno de los motivos por los que los pacientes deben reingresar en el hospital.

En España, según estudios, de cada 100.000 personas 367 sufrirán esta enfermedad; 104 de forma grave y 31 sufrirán un shock séptico. También se ha demostrada que la sepsis causa mas muertes anuales que el cáncer de intestino y el de mama juntos. En todo el mundo, se aproxima que se diagnostican 27 millones de casos anuales cifra que se sitúa VIH. De todos estos pacientes fallecen 8 millones y los que sobreviven sufren grandes secuelas. 

La sepsis suele ser causada por bacterias, hongos y virus, sin embargo las bacterias son la causa mas frecuente. Los casos graves suelen ser el resultado de una infección de todo el cuerpo que se extiende mediante el torrente sanguíneo. Los procedimientos médicos invasivos pueden introducir bacterias en el torrente sanguíneo y provocar sepsis. Por otro lado, esta enfermedad puede provenir de una infección de alguna parte del cuerpo, como los pulmones, las vías urinarias o el abdomen.

Esta peligrosa enfermedad afecta a cualquier persona, aunque las personas con mayor riesgo son los bebes, los niños, los ancianos y aquellas con problemas médicos graves como diabetes, sida o cáncer.

La sepsis es una enfermedad "tiempo dependiente", es decir, cuanto antes se empiece el tratamiento más posibilidad hay de sobrevivir. Por su gravedad se ha implantado un código en los hospitales, Código Sepsis, que ha permitido dar una respuesta mas rápida a esta enfermedad y mejorando a su vez la supervivencia y los resultados.

Los síntomas de la sepsis mas frecuentes son la fiebre, escalofríos, respiración y frecuencia cardíaca, sarpullidos, confusión y desorientación. Aunque en algunos casos se ha demostrado que el paciente no sufría ninguno de estos síntomas y sufría sepsis lo que hace mas difícil identificar esta enfermedad. Por este motivo a muchos pacientes no se les da un tratamiento correcto.

Cada año la cifra de casos de sepsis sube mas dado que la esperanza de vida se hace mayor. Por este motivo es necesario concienciar a los agentes implicados, organizaciones sanitarias, profesionales, a pacientes y familiares y a toda la población por la importancia de esta enfermedad. 


Puedes enocntrar mas información sobre la sepsis aquí.