dissabte, 19 de maig de 2012

Por qué lloramos al cortar la cebolla?



Según un artículo creado por la escritora Silvia Martinez, Dentro de las células de la cebolla existen algunos compuestos que contienen azufre. Cuando cortamos la cebolla, se rompen dichas células y los compuestos que se hayan en su interior sufren una reacción química que los transforma en moléculas sulfuradas más volátiles, las cuales son liberadas al aire.
Estos compuestos sulfurados, al contactar con tus ojos, generan ácido sulfúrico, que produce una sensación de quemazón, la cual es detectada por las terminaciones nerviosas de nuestros ojos al ser tan sensibles. Rápidamente, el cerebro reacciona, haciendo que las lágrimas salgan de los ojos como modo de protección. Ahora bien, como evitar todos estos acontecimientos? La cebolla se puede cortar sumergida en agua haciendo así que los compuestos que són liberados de las células reaccionen inmediatamente con el agua y no con tus ojos, o bien, congelar la cebolla, ya que la temperatura fría ralentizará la reacción.