diumenge, 6 de març de 2011

Nueva esperanza para la lucha contra el cáncer.

Un grupo de investigadores del Departamento de Biología Celular de la Universidad de Córdoba (UCO) han patentado la molécula denominada 'In2-ghrelina' y el receptor 'SST5TMD4' que, por su presencia en determinados tipos de tumores, podrían servir como vehículo de diagnóstico o pronóstico y futura diana terapéutica.
En este sentido, el profesor Justo Castaño explica que" la Somatostatina (SST) y sus receptores pertenecen a una familia de moléculas relacionadas con funciones inhibidoras de la liberación de hormonas, que están involucradas en procesos de aparición y progreso de cierto tipo de tumores".
De hecho, varios análogos sintéticos de la SST se están usando actualmente para el tratamiento de algunos tumores neuroendocrinos que expresan receptores de esta molécula.
Sin embargo, indica que en el caso del cáncer de mama, se habían localizado receptores de SST en la glándula mamaria normal y tumoral, pero que ensayos clínicos para el tratamiento de esta patología con análogos de SST (que podría frenar el crecimiento del tumor) ha derivado en resultados decepcionante, ya que hay un receptor incompleto que impide que los receptores normales realicen su función.
El receptor patentado ya está en manos de una compañía francesa que  gracias a ella, los investigadores de la UCO están estudiando sus funciones en pacientes. En dichos pacientes se intenta buscar un ligando, es decir, una molécula que se una a este receptor, de manera que su presencia en cualquier tipo celular se vuelva útil pudiéndolo usar como diana para el diagnóstico o el tratamiento de este tipo de tumores.
Como paso siguiente, están estudiando si este receptor truncado: se relaciona con algún tipo particular de cáncer de mama o con otros tipos de cáncer, qué es lo que realmente hace, cómo lo hace y cómo podría "desactivarse",…estos serian los puntos a descubrir.
Por su parte, la 'In2-ghrelina' es una molécula descubierta en humanos hace relativamente poco aún se desconocen sus funciones, pero han comprobado que esta molécula está en inmensas cantidades en algunos tipos de tumores, incluido el de mama.
Este podría ser otro paso para conseguir combatir definitivamente el cáncer. Esta noticia fue pública el 21 de febrero del 2011.

1 comentari:

Rafa Mollà ha dit...

No estas haciendo enlaces a la noticia