diumenge, 24 de febrer de 2013

Pulsera de imanes contra el reflujo gastroesofágico

  
 Alrededor del 15% de los españoles sufren reflujo gastroesofágico, a consecuencia del mal funcionamiento de la válvula que separa el esófago y el estómago, haciendo que los ácidos asciendan desde el estómago al esófago.
   
   En los casos crónicos el exceso de ácidos puede aumentar el riesgo de tumores. Una parte de las personas que presentan este problema no responden al tratamiento farmacológico y la cirugía presenta efectos secundarios que hace que no pueda intervenir en todos los pacientes.

   Para frenar este síntoma se ha diseñado una pulsera que imita la forma de una pulsera de cuentas de caramelo siendo estas sustituidas por imanes.

Esta pulsera magnética ha sido probada en 13 hospitales americanos y en uno holandés pero, tendrá que ser perfeccionada antes de generalizar su uso.

     El dispositivo está diseñado de tal manera que los pequeños imanes 'abrazan' la válvula que cierra el estómago, pero al mismo tiempo se abren cuando es necesario para que pase el alimento (o, en sentido inverso, para vomitar). La implantación de esta pulsera se realizó con una sencilla intervención (que duró de media 36 minutos) mediante laparoscopia, con anestesia local y teniendo al paciente en observación tan solo un día.

   En una gran proporción de los participantes esta intervención mejoró su calidad de vida y al cabo de 3 años habían dejado el tratamiento con medicación antireflujo. No en todos los casos ha cumplido su propuesto.
Ha mostrado efectos secundarios graves y en 6 ocasiones ha tenido que ser extraída.