diumenge, 24 de febrer de 2013

Tratamiento sin dolor contra las venas várices

Las venas varices empezaron a causa de la bipedestación del ser humano al aumentar la presión hidrostática contra la que tiene que luchar el sistema venoso para cumplir su función de retornar al torrente sanguíneo al corazón. Al fallar las válvulas de algunas venas se originó las primeras varices. Los hábitos dañinos y evitables que ha ido adquiriendo el ser humano combinado con la herencia genética y los cambios hormonales propios del sexo femenino, que son las que más padecen esta patología, ha contribuido a que la insuficiencia venosa crónica sea la patología vascular más frecuente.


La enfermedad varicosa es benigna y poco invalidante, excepto enfermos de úlceras, pero se aconseja descartar que existan problemas en el sistema venoso profundo o en las venas safenas tales como incompetencia valvular, flebitis, trombosis u otras complicaciones. 

Sea cual sea el caso, ya no hay motivo para temer el tratamiento puesto que hay muchas técnicas poco invasivas y muy eficaces para tratar las venas várices. El último tratamiento es el creado por el doctor Juan Cabrera, la microespuma de polidocanol. Una sustancia esclerosante que mejora las existentes hasta el punto de que es tratar grandes várices, úlceras venosas y malformaciones inoperables hasta la fecha. El procedimiento consiste en inyectar esta microespuma en la vena afectada, que se cerrará para evitar que la sangre circule al revés y desaparecerá. no es necesario anestesia, es un procedimiento ambulatorio, no hay cicatrices y el paciente sigue su vida normal.

Este uso es deseado por los vasculares pero solo lo pueden utilizar los centros que son autorizados por BTG que es una empresa británica que tiene la patente. Algunos cirujanos afirman que se pueden quitar estas venas con otras técnicas como el láser transdérmico o la cirugía tradicional, pero Cabrera afirma que esas técnicas estan llamadas a desaparecer por sus limitaciones frente a la microespuma. Los enfermos mayores con úlceras o enfermedades asociadas que no puedan ser operados, la escleroterapia con microespuma es la única técnica que puede solucionar su patología.

Yo creo que el objetivo de estas mejoras técnicas en el campo vascular también debería ser la eliminación por completo de estas venas evitando que resurjan después de algún intervimiento clínico.

Para más información sobre la noticia click aquí.

2 comentaris:

Geraldine Ortiz ha dit...

Me ha parecido una noticia muy interesante ya que el 80% de las mujeres sufren de varices.
El tratamiento, del doctor Cabrera, si resultara ser efectivo sería muy favorecedor para todas las mujeres que han perdido autoestima por culpa de este problema.Además no necesita anestesia y no cicatriza, por lo tanto no conlleva ninguna complicación.

Rafa Arroyo ha dit...

Tal como dice Geraldine, las varices es un problema que afecta a muchs mujeres, y creo que este es un gran avance en cuanto a su desaparición.

Pero por otra me gustaría destacar que tal como se nos indica en el post: el tratamiento solo puede ser usado bajoel control de la patente. Hecho que me parece muy lamentable, puesto que estamos hablando en una temática médica. Y cada día observamos como los profesionales que trabajan por vocación escasean.