dimecres, 25 de febrer de 2009

"PARQUE DEL MERIDIANO III" La marjal de Castellón.

Como marjal entendemos una zona húmeda, generalmente cercana al mar, de gran riqueza tanto en fauna como en flora, siendo a menudo estaciones de paso en la migración de las aves entre el norte de Europa y África.
Este terreno bajo y pantanoso se halla empradizado en su totalidad y su origen puede ser diverso (aporte fluvial, subterráneo, mareas...)





Castellón cuenta con una marjalería que está situada al nordeste de la ciudad y entre Castellón y Grao. En plena marjal, como ya hemos dicho en anteriores post, es donde se sitúa el parque del Meridiano.



En este humedal las villas comenzaron a proliferar en la segunda mitad del siglo XX adaptándose al terreno, poco apto para la construcción.


Muchas de estas villas están dispuestas en terrenos alargados y estrechos rodeados de agua. La desecación de esta zona de aguas someras se realizaba de esta manera. La morfología está dispuesta por franjas alargadas y estrechas para el uso agrario en un principio, que ha derivado con el paso de los años en la urbanización de la zona degradando de tal manera el entorno paisajístico y ecológico del lugar.

Esta desecación de la zona ha hecho que mucha de la flora y de la fauna de la marjal de Castelló haya ido desapareciendo con el paso de los años como consecuencia de la fuerte presión humana.

En los periodos de precipitaciones es cuando observamos el auténtico sentido de esta zona. Los terrenos pasan grandes porciones de tiempo bajo el agua y los accesos a las viviendas suelen verse seriamente afectados por el agua.




Imagen de la marjal de Castellón tomadas en nuestra visita a la depuradora.




Información extraida de wikipedia y sosmarjal.

+ Noticias relacionadas con la Marjalería de Castellón:

-Noticia 1 -Noticia2

2 comentaris:

Aida Sánchez Dalmau ha dit...

Si que es verdad que la transformación que ha sufrido la marjal en muy pocos años ha sido bestial, todo por la acción egoista del hombre que ha ido urbanizando sin pensar en todos los ecosistemas que iba rompiendo, ya que como bien indicas, antes de la construcción masiva de villas en esta zona, toda la marjal era una zona bastante pantanosa, con muchos arrozales y gran variedad de seres vivos. Con el paso de los años esta biodiversidad se ha ido perdiendo por la acción humana, y además tampoco salimos muy beneficiados ya que como dices en el post, cuando hay mucha lluvia se inunda todo y es muy difícil el acceso a las viviendas.

Francisco Rambla ha dit...

Noticia vàlida per al teu dossier