diumenge, 23 de novembre de 2008

Ríete, vivirás más


La risa mejora diversos parámetros relacionados con la salud.

Y es que la risa, además de los beneficios sobre el estado mental, tales como reducir la tensión nerviosa, distraer, aliviar preocupaciones, elevar el ánimo, etc, también contribuye al estado físico, relajando el tono muscular, aumentando la ventilación pulmonar y la saturación de oxígeno, reduciendo la hiperreactividad bronquial en pacientes asmáticos, amortiguando el pico de glucemia producido después de comer, disminuyendo la presión arterial y la frecuencia cardiaca, mejorando la funcionabilidad de los vasos sanguíneos, estimulando el sistema immunológico, favoreciendo la liberación de endorfinas, y un largo etcétera.

Por eso, en la revista Medicina Clínica se reclama potenciar el uso de la "risa terapéutica" (o "risoterapia"), porqué, aunque haya distintos tipos de risa, el cerebro no distingue la fingida de la espontánea, por lo que se podría trabajar este fenómeno y aprovechar sus múltiples ventajas.

Los diferentes tipos de risas se engloban en: la espontánea, que surge de forma natural, expresando alegría, y humor; la estimulada, que se produce involuntariamente, como, por ejemplo, en las cosquillas; la inducida (risa hueca), que puede ser provocada por el efecto de sustancias psicotrópicas, ya sea medicamentos, alcohol, o drogas; la patológica, muy difícil de controlar y que es fruto de alteraciones emocionales; y, por último, la ensayada, conseguida mediante su práctica.

No obstante, la risa no es nada milagroso, por eso se ha creado la Red Española de Investigación de Ciencias de la Risa (REIR), que tiene como objetivo realizar un ensayo riguroso sobre las propiedades curativas de la risa.

De hecho, la risa no es sólo recomendable para los pacientes, sino también para los doctores, ya que favorece la relación y transmite apoyo emocional, tanto con los pacientes como con los familiares del mismo.
Para ver la noticia entera, pincha aquí.

1 comentari:

Cristina ha dit...

Siempre se suele decir que la risa es la cura de todos los males y parece que tu post le de la razón!
Es curioso como una cosa tan buena o placentera puede llegar a causar tantos efectos positivos sobre la salud. Nunca me había parado a pensar en si existian diferentes tipos de risas, es una distribución bastante acertada. También me ha hecho gracia la (REIR)curiosas siglas, estaría bien poder saber más sobre que investigaciones hacen y como se hacen. Creo que el hecho de reirte más, vivir más no debe ser cierto porque no esta demostrado, pero lo que si sabemos es que la risa mejora nuestra calidad de vida