divendres, 14 de novembre de 2008

Nuevo sistema solar


La primera, histórica imagen de otro sistema solar, con tres planetas orbitando en torno a una estrella, acaba de ver la luz. Los telescopios Keck y Gemini, en lo alto del volcán Mauna Loa de las islas Hawai, han logrado este hito astronómico al fotografiar a HR 8799 , una estrella que se encuentra a 130 años luz de nosotros en la constelación de Pegaso.

Alrededor de este cuerpo celeste orbitan tres mundos, todos mayores que Júpiter, que configuran el primer sistema planetario que se ha logrado fotografiar aparte del nuestro.

Los científicos, capitaneados por Christian Maurois, del instituto NRC Herzberg de la Columbia Británica, han calificado el hallazgo como una auténtica «mina de oro» para los teóricos de la formación de planetas.

Tal y como han revelado las imágenes, HR 8799 y sus planetas forman una especie de versión ampliada del Sistema Solar externo, con tres cuerpos gigantes y gaseosos que orbitan en la lejanía a su estrella y que serían los equivalentes a Saturno, Urano y Neptuno, sólo que ahí las distancias son todas mayores. Al compararlas con las predicciones que establecen los modelos teóricos, los investigadores han logrado extraer algunas conclusiones sobre las características de los planetas:

· En base al brillo que emiten en distintas longitudes de onda de luz, se cree que sus masas son entre siete y 10 veces mayores que la de Júpiter.

· Sus diámetros son entre un 20% y un 30% más grandes que el del mayor de los planetas de nuestro Sistema Solar.

· Sus órbitas están tan alejadas que tardan cientos de años en completar una vuelta alrededor de su estrella, lo que dificulta la medición directa de sus masas y otras observaciones que dependen del tránsito de los planetas frente a su sol.

A pesar de todos estos estudios, no saben hasta que punto son ciertas estas predicciones porque no conocen con precisión la edad de los planetas. «Un conocimiento exacto de la edad de HR 8799 es fundamental para relacionar las luminosidades de los planetas con sus masas», señala Travis Barman, astrónomo del Observatorio Lowell y coautor del artículo que describe el nuevo sistema planetario. «Cuanto más viejos (o más jóvenes) sean los planetas, más (o menos) masivos serán. Los tres planetas poseen complejas atmósferas con nubes de polvo que atrapan y reflejan parcialmente la radiación».

En cualquier caso, lo que sí se sabe es que los planetas tienen una edad en torno a los 60 millones de años (lo que no es mucho tiempo a escala astronómica). De hecho, aún brillan con luz propia debido a la energía que acumularon durante su reciente formación. El próximo objetivo de los científicos es tomar imágenes individuales de los tres planetas y profundizar en el estudio de sus atmósferas para conocer su composición química, estructura de las nubes y propiedades térmicas.

Foto: estrella del nuevo sistema solar junto con los tres planetas que giran a su alrededor.

Enlace a la noticia publicada el 14/11/2008 por Ángel Díaz en el periodico El Mundo.

3 comentaris:

Cristina ha dit...

Me parece interesante la noticia ya que no todos los dias tenemos la oportunidad de conocer cosas nuevas sobre el universo y en este caso imagenes de otro sistema solar.Algo que nos hace reflexionar sobre lo grandísimo que es el espacio y la cantidad de sistemas y planetas existentes que desconocemos. Creo que este tipo de investigaciones son importantes y de gran valor!

Francisco Rambla ha dit...

Noticia vàlida per al teu dossier

AngelSauCo ha dit...

(comentario de la primera noticia "posa un jardí en la teua vida")
Esta noticia me parece una técnica inovadora y original, además de decorativa. Con esta nueva medida comentada en la noticia, se pretende disminuir el consumo y contaminación actual en los hogares del sistema de aclimatación de la casa, con los apartos de calefacción, aire acondicionado...También hay que decir hasta que punto esta técnica no produce humedad dentro de la casa, llegando a ser peor el remedio que la enfermedad, ya que este tejado vegetal provoca humedad, además de mantener el clima de la casa y la reducción de la contaminación acustica.